Más allá de Protección Civil… y del Casino Royale.

Por: Jorge Longoria

Una nueva tragedia como la que recién acabamos de enfrentar el pasado 25 de Agosto con el atentado terrorista (término empleado por el Presidente de México Felipe Calderón) en el Casino Royale y que por su impacto a la sociedad nos estruja el alma, pone en evidencia una vez más que estamos ante un estado de cosas (del lat. status) confuso y manifiesto en materia de Estado (llámese autoridad Estatal o Municipal) en cuanto a sus criterios de prevención de siniestros.

Más allá de la naturaleza criminal del atentado consumado y alejado de todo matiz político, partidista, tramitológico, económico o cualquier análisis de la narco guerra o narco insurgencia a que diera lugar este hecho abominable de por sí, (y que para ello hay excelentes analistas en la materia sobre ese tema) nuestro enfoque va específicamente direccionado al incidente del siniestro, en donde por sí solo, y ésto queda claro para todo mundo, FALLARON todas las normas y protocolos de seguridad en cuanto a la prevención, detección, combate y extinción del fuego dentro del propio Casino Royale.

Un poco de Antecedentes.

Como consecuencia del desastre ocasionado por los sismos del año 1985 y ante la urgencia de crear un sistema organizado de protección civil el presidente de la República en esa fecha, el Lic. Miguel de la Madrid Hurtado expidió las bases para el establecimiento del Sistema Nacional de Protección Civil en el año de 1986

El 17 de Septiembre de 1986 se publica en el periódico oficial el acuerdo en donde se crea el consejo estatal de protección civil que define la instrumentación de un Programa de Protección Civil para el Estado, que establece las bases de operación para acciones de prevención y atención de emergencias en la entidad.

En Nuevo León, a raíz de las experiencias que vivimos a causa del huracán Gilberto el 17 de Septiembre de 1988 en el estado y en otras poblaciones demostraron la urgencia de consolidar, perfeccionar y ampliar los mecanismos de participación dentro de las organizaciones de la población civil, así como de los sectores y niveles de administración gubernamental, con programas eficaces de prevención de desastres.

Es por ello que el 17 de Septiembre del año de 1990 y a cinco años después del Decreto Presidencial (nos creíamos invulnerables), fue constituida formalmente la Dirección de Protección Civil del Estado de Nuevo León es decir SIETE años después. Posteriormente en 1997 ONCE años después, se publica la Ley de Protección Civil para el Estado de Nuevo León y ya en Agosto del año de 1997, se publica el Reglamento Interno del Consejo Estatal de Protección Civil; y el reglamento operativo para el Sistema Estatal de Protección Civil del Estado de Nuevo León.

Hasta ahí aunque tarde, se daba cabal forma al organismo de donde han surgido verdaderas historias de hechos Heroicos de los Cuerpos de Rescate de Protección Civil en el Estado de Nuevo león y subsecuentemente los Municipales, con sus casos de excepción.

¿Hasta dónde llega la participación o responsabilidad de las Autoridades?:

El Artículo 4.- Para los efectos de la Ley de Protección Civil para el Estado de Nuevo León, se consideran autoridades de protección civil en el Estado a:

I.- El Gobernador del Estado;

II.- El Secretario General de Gobierno;

III.- Los Presidentes Municipales;

IV.- El Director de Protección Civil; y

V.- Los Titulares de las Unidades Administrativas de Protección Civil de los Municipios.

El Artículo 24, señala que La Dirección de Protección Civil, dependiente de la Secretaría General de Gobierno del Estado, tendrá como  función, entre otras, …vigilar la protección civil en el Estado.

En cuanto a las atribuciones, el Artículo 26 señala para la Dirección de Protección Civil:

XIX.- Ejercer la inspección, control y vigilancia, de los establecimientos de competencia estatal siguientes:

a) Viviendas para cinco familias o más y edificaciones con habitaciones colectivas para más de veinte personas, como asilos, conventos, internados, fraternidades, hoteles, moteles, campamentos turísticos, centros vacacionales.

b) Escuelas y centros de estudios superiores en general.

c) Hospitales, maternidades, centros médicos, clínicas, puestos de socorro.

d) Cinemas, teatros, auditorios, gimnasios, estadios, arenas, autódromos, plazas de toros, hipódromos y velódromos.

e) Parques, plazas, centros o clubes sociales o deportivos, balnearios.

f) Casinos, centros nocturnos, discotecas o salones de baile.

g) Museos, galerías de arte, centros de  exposición, salas de conferencias y bibliotecas. 13

h) Templos y demás edificios destinados al culto.

i) Centros comerciales, supermercados, tiendas de departamentos, mercados.

j) Oficinas de la Administración Pública Estatal, incluyendo las correspondientes a organismos descentralizados y concesionarios de servicios públicos, así como las dedicadas a oficinas de administración privada, de profesionales, de la industria, de la banca y del comercio.

k) Centrales y delegaciones de policía, penitenciarias, y demás edificios e instalaciones destinados a proporcionar y preservar la seguridad pública.

l) Industrias, talleres o bodegas sobre terrenos con superficies iguales o mayores a mil metros cuadrados

El Artículo 27, obliga a que la Dirección de Protección Civil, promueva que los establecimientos a que se refiere esta Ley, instalen sus propias unidades internas de respuesta, asesorándolos y coordinando sus acciones directamente o a través de las unidades municipales.

Los establecimientos deberán realizar, asistidos por la Dirección de Protección Civil o de la unidad municipal, según corresponda, cuando menos dos veces al año, simulacros para hacer frente a altos riesgos, emergencias o desastres.

Artículo 28.- Corresponde al Director de Protección Civil:

IV.- Designar al personal que fungirá como inspector, en las inspecciones que se realicen en los establecimientos de competencia estatal;

V.- Ordenar la práctica de inspecciones a los establecimientos de competencia estatal, en la forma y término que establece esta Ley, así como en su caso aplicar y ejecutar las sanciones que correspondan;

Artículo 85.- Para los efectos de esta Ley serán responsables:

I.- Los propietarios, poseedores, administradores, representantes, organizadores y demás responsables, involucrados en las violaciones a esta Ley;

II.- Quienes ejecuten, ordenen o favorezcan las acciones u omisiones constitutivas de una infracción, y los servidores públicos que intervengan o faciliten la comisión de una infracción.

De Autoridades Reactivas y Preventivas a Científica Forense:

Por todo lo señalado anteriormente, queda claro que la Ley de Protección Civil para el Estado de Nuevo León como tal, está más que SOBREDIMENSIONADA en las atribuciones y competencias, que le confiere a ésta Dirección dependiente del Secretario General de Gobierno, ya que literalmente TODOS los giros comerciales, educativos, de cuto, de recreación, etc. etc. incluyendo LOS CASINOS, quedan bajo su responsabilidad: la capacitación, revisión, instrumentación y simulacros ( ¿cuando ha habido esto?) ah, también cualquier construcción de más de 5 viviendas. .

En contrapartida, existe un CLARO VACIO DE COMPETENCIA en cuanto a los peritajes técnicos y científicos para deslindar causales y con ello emitir normas que realmente puedan ser aplicables y preventivas.

Sin el correcto conocimiento y dimensionamiento de los alcances y atribuciones conferidos en la Ley de Protección Civil para el Estado de Nuevo León seria pernicioso y acucioso el pretender fincar “responsabilidades” a libre arbitrio.

No podemos ni debemos soslayar, ni pretendemos acusar a quienes están conceptualizados o enfocados a la prevención y atención ante desastres climatológicos o de rescate en accidentes de fatalidad en donde en la mayoría de los casos es mas de, echar el corazón por delante que el táctico, ya no digamos del análisis pericial científico o forense desde un punto de vista técnico y científico, ya que asi lo refiere el Artículo 53 de la Ley de Protección Civil para el Estado de Nuevo Leon en donde señala que: El Programa Estatal de Protección Civil, contará con los siguientes Subprogramas: I.- De prevención; II.- De auxilio; y III.- De recuperación y vuelta a la normalidad.

En contrapartida, quien atiende el aspecto estudioso en Criminología, Criminalística y Técnicas Periciales en asuntos de personas fallecidas y la forma en que estos fueron asesinados o bien para determinar las causas de su muerte natural, accidental o provocada, y de acuerdo a las Funciones de la Procuraduría General de Justicia. (PGJ) del Estado de Nuevo León su artículo 48, la Dirección de Criminalística y Servicios Periciales depende de la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI) y es la unidad administrativa responsable de auxiliar al Ministerio Público en la investigación y persecución de los delitos, encargándose de buscar, obtener, preservar y analizar, conforme a los principios técnico-científicos apropiados, los indicios y pruebas tendientes al esclarecimiento de los hechos y de la probable responsabilidad de los inculpados, así como de emitir los dictámenes pertinentes

Es además su auxiliar del Ministerio Público en la búsqueda, obtención y preservación de indicios y pruebas tendientes a la acreditación del cuerpo del delito y de la probable responsabilidad de los inculpados, asi como dirigir, coordinar y supervisar el servicio médico forense (SEMEFO) correspondiente a la Procuraduría General de Justicia. (PGJ) del Estado de N. L.. Pero todo lo anterior se refiere a la indagatoria de la causal de la muerte de personas, no de los inmuebles.

Propuesta hacia la evolución técnica científica.

En Mayo de 2010, ya lo señalábamos en la entrevista “Urgen a replantear la protección civil” (ver articulo en la sección de Participación Social a raíz de los sucesos en la Expo en Cd. Guadalupe, N. L.) en donde se dio el caso de la pérdida de vidas por una estampida humana tras el accionar de una arma de fuego.

Ahora ante esta tragedia que enluta a nuestra Regiópolis, se requiere dar el paso adelante que permita el esclarecimiento de las causas que derivaron en la alta siniestralidad del Casino Royale, en donde la falta de sistemas de detección de humo, calor o fuego y su correspondiente sistema de combate o extinción, aunado a la alta combustión de los materiales decorativos o constructivos, mas la impericia o nula capacitación de los empleados en la reacción ante siniestros, mas las fallas en el accionar o en la cantidad de puertas de emergencia, terminó con la vida de 53 vidas inocentes entre empleados y clientes (incluyo a la madre y su bebé de 8 meses de gestación)

Ante la magnitud de la tragedia, se debe de llevar a cabo la realización de una investigación técnica y profesional que permita esclarecer con veracidad el porqué de la magnitud de este siniestro y que el sacrificio de estas vidas no sea en vano.

Como ha quedado demostrado al inicio de este articulo, solo ante tragedias como el Sismo del 85 en el D. F. o el Gilberto del 88 en Monterrey, se da una reacción ante la deficiencia. Por ello, proponemos que ante éste hecho del 2011, se cree una Agencia o Instituto para la Investigación Forense de Accidentes o Siniestros.

En esta Agencia, se deberá de forjar y capacitar en el campo de las ciencias forenses que permitan ser de las primeras organizaciones AUTONOMAS capaz de investigar con un criterio científico y técnico, diversas áreas de la criminalística, transformando ésta en una serie de nuevos servicios acordes con nuestra realidad actual, de tal suerte que se pueda determinar por medio de la Investigación de Accidentes o siniestros, la dinámica y reconstrucción de hechos e incidentes por medio de peritajes.

Su Misión, será la de Investigar el campo donde ocurran los incidentes de tránsito y laborales con el fin de realizar un reconstrucción científica de los hechos aportando no solo al esclarecimiento de éstos, sino con este trabajo salvar vidas generando protocolos de seguridad laboral y de movilidad que permitan ambientes más seguros.

Su Visión deber ser el de una Agencia líder en la reconstrucción no solo de Incidentes de Siniestros, como es el caso del Casino Royale, sino hasta de accidentes de tránsito y laborales con al apoyo de la ciencia.

A que deberá de enfocarse:

  • A la validación de la información que se le suministra a las partes afectadas ya sea al Fiscal o al abogado defensor según sea el juicio para comparar la evidencia física y los elementos materiales probatorios junto con los testimonios para acercarse de alguna manera a una visión más imparcial del caso y, por ejemplo explicar científicamente si los testimonios son confiables o no.
  • Brindar asesoría a las partes en el manejo del caso de responsabilidad es decir, la argumentación técnica, tipo de preguntas, servir de testigo como perito, etc.
  • Ofrecer informes de peritaje y dar respuesta a preguntas técnicas sobre incidentes o siniestros ya sean de tránsito o en bienes y personas, certificando los medios técnicos, científicos y profesionales usados para dar una respuesta que venga completamente de la ciencia y no de criterios personales.
  • Obtener la recolección de evidencia y embalar correctamente los elementos materiales probatorios y levantar los planos o croquis de manera correcta que permita que el proceso judicial sea más transparente y eficiente.
  • Formador de Peritos Criminalistas Forenses y disponer de la más avanzada tecnología en reconstrucción de incidentes en caso de siniestro o en accidentes de tránsito a través de la simulación digital

Bien viene al caso, el recordar también con horror, lo ocurrido en el gran incendio del MGM Grand que ocurrió en 1980 en Las Vegas, Nevada, EE.UU., matando a 85 personas (incluidos regios de la familia Lobo) , la mayoría por inhalaciones de humo. Hasta ahora, es el peor desatre en la historia de Nevada, y el segundo peor incendio de hotel en la historia moderna de Estados Unidos, después del gran incendio en el hotel Winecoff que mató a 119 personas.

Durante el incendio, aproximadamente 5,000 personas estuvieron dentro del lujoso el hotel y casino de 26 pisos con más de 2,000 habitaciones. Justo después de las 7:00 de la mañana del 21 de noviembre de 1980, un incendio se desató en el restaurante Deli. El humo y el fuego se propagan por todo el edificio, matando a 85 personas e hiriendo a 650, incluyendo a huéspedes, empleados y 14 bomberos.

Este siniestro derivo en estrictas normas y protocolos y de seguridad que se cumplen por encima de cualquier estatus de permiso de uso de suelo emitido por cualquier autoridad, ya que primero y sobre cualquier status, se prioriza la seguridad.

Me pregunto, ¿No podemos aquí en nuestro Estado de Nuevo León ser al menos, pioneros en aprender del error y la desgracia, creando la primera Agencia para la Investigación Forense de Accidentes o Siniestros en Latinoamérica?

Esta es una oportunidad ÚNICA que el Gobernador en tuno Rodrigo Medina no pueden dejar pasar.

Artículos relacionados:

1992 Jul 24: A prevenir o lamentar (incendios)

2010 Nov 21: Incendio en Casino y Hotel MGM Grand

2011 Ago 25: Secuencia de fotos del siniestro en http://www.facebook.com/media/set/?set=a.253571634665732.64564.163819840307579 )

2011 Sep 02: Víctimas del Casino Royale: los 52 tienen nombre y apellido (+1NN)

2012 Ene 05: Otro Siniestro… Mismos riesgos, mismas escusas. ¿Y los responsables?

2012 Ago 21: Voltea a ver: 1 Año de la tragedia impune Casino Royale

 


About Jorge Longoria

Analista Urbano y experto en Planeación Estratégica de Ciudad. Su experiencia en el ámbito urbano datan desde 1981 y se desempeña como Analista, Planificador y Consultor Urbano, además de dictar Conferencias en diversos Foros y agrupaciones profesionales. estudiantiles y organizaciones ciudadanas. Twitter: @JorgeLongoria

Check Also

La propuesta es que los autos no residentes no puedan ingresar

San Pedro: El daño ya esta hecho. Se requiere innovación en movilidad

Rodolfo García  | ElHorizonte.mx El daño ya esta hecho, afirma Jorge Longoria Debe impulsarse el ...

5 comments

  1. Protección Civil que es la responsable técnica de esta actividad y no las demás entidades de gobierno por que son políticas. Esta dependencia falló por incompetencia o complicidad y corrupción de su titular, que por una cuota autorizan construcciones, no hacen inspecciones ni dan lineamientos de actuar. Cuando se autorizo ese casino el jefe directo del director de protección civil era el actual gobernador. Se supone que iba a dejar el puesto en diciembre pasado y ahí sigue. pero ya no le permiten hablar ni hacer declaraciones.
    Como dice el dicho tanto peca el que mata como el que le estira la pata. O sea, son cómplices y se encubrieron de su incompetencia e incapacidad. Hay mucho dinero en juego…Si fueran estrictos y aplicaran los reglamentos se clausurarían el 90 % de los edificios públicos y privados del estado. Hay muchas torres del infierno sin protección adecuada y no actúan, nomas cobran cuota de protección o sea moche……
  2. Supongo que le solicitan un resumen dado lo extenso de su articulo, suponiendo que no se tiene tiempo o el interes como se quisiera para leer datos tecnicos que para el comun lector no le son de ninguna utilidad, aparentemente y lo unico que pueden causar es apatia para terminar de leer su escrito, un cierre de interes en su articulo donde concrete el sentido del mismo tambien seria muy atractivo para el lector.

    Me atrevo a opinar porque a mi tambien me parecio tediosa la terminologia legal, ademas, le sugeriria ampliara el ancho del texto, en comparacion con la columna de lado derecho, ya que esta visualmente genera mucho ruido que hace que se pierda concentracion a la hora de leer.

    Saludos

  3. Podrías hacer un resumen?

Deja un comentario