Prioridad Urbana en San Pedro Garza García

El Norte / Locales / PULSO URBANO

Por: Jorge Longoria

Aparece hoy nuevamente la columna sobre urbanismo y vialidad escrita por el Arq. Jorge Longoria, en la que trata en esta ocasión el tema de la problemática vial en San Pedro

Sin duda alguna, de los municipios dentro del área metropolitana que resintieron mayores estragos en su infraestructura vial por las torrenciales lluvias y la consecuente crecida del Río Santa Catarina provocadas por el huracán “”Gilberto”, fueron precisamente en Santa Catarina y su municipio vecino, San Pedro Garza García.

De este último, iniciamos la semana anterior un artículo tratando de evaluar su problemática vial, recrudecida más aún por los acontecimientos trágicos provocados por la naturaleza (y el hombre) en el pasado mes de septiembre.

En los diagramas anexos, en el No. 1, (RADIOGRAFIA VIAL), se aprecia gráficamente la problemática a la que hacíamos referencia la semana anterior en la cual explicábamos lo angustiado de la “”avenida” Vasconcelos por ser esta la única vía contínua oriente-poniente y poniente-oriente y por lo tanto la que recibe al tráfico proveniente de las colonias del sur con destino al norte y viceversa.

En esta RADIOGRAFIA VIAL intencionalmente no graficamos las calles o avenidas de cierta importancia, tanto al sur (avenida Venustiano Carranza, Roberto G. Sada o calle L. Garza Ayala) como al norte (avenida Fuentes del Valle o calle Porfirio Díaz) por considerarse como secundarias, ya que su falta de continuidad más allá de su sector las convierte prácticamente como vialidad de zona particular.

En los diagramas, los gruesos de líneas representan el número de carriles disponibles para vialidad, representando la más delgada a calles de dos carriles y la más gruesa a avenidas de cuatro carriles, así podemos ver como la vialidad actual es con destino al eje único central (avenida Vasconcelos) mismo que además, es irregular en sus anchos.

En el diagrama No. 2 (CIRCUITO VIAL PERIFERICO) además de las avenidas y calles consideradas en el diagrama No. 1, hemos incluído las avenidas a las que hacíamos referencia como no consideradas (por ser secundarias) y que al continuar su trazo hacia el oriente o al poniente, tanto la avenida localizada al sur (avenida Venustiano Carranza), como la localizada al norte (avenida Morones Prieto) por su situación de delimitaciones naturales, ya sea por la ladera de la sierra madre o por el cauce del Río Santa Catarina, estas tienden a encontrarse cerrando así para formar un circuito vial periférico.

Este CIRCUITO VIAL PERIFERICO de hecho representa la solución al congestionamiento vial por motivos de traslados más no los ocasionados por la sobresaturación de centros escolares, comerciales, oficinas o restaurantes aprobados para su funcionamiento, no precisamente porque cumplan con los requisitos mínimos de cajones de estacionamiento, de salubridad o de seguridad, sino por las influencias de sus propietarios o bien por los compromisos contraídos de los funcionarios públicos con sus amigos o conocidos.

Es evidente que para la realización de esta magna obra sin precedente, se requiere de la firme determinación y plena convicción, tanto de los vecinos, como de las autoridades municipales.

Los planes urbanísticos tendientes a la normatividad para la regulación del crecimiento y vialidad ya trazados (con verdadera solución a futuro de su problemática) deben ser apoyados, respetados y acelerados con suficientes recursos económicos.

Para lo anterior se requieren dos participaciones fundamentales:

1.- De los vecinos y comerciantes, el respeto de las normas establecidas (porque debe haber) desechando su utilización de influencias y…

2.- De las autoridades estatales, la determinación política de respetar las proridades urbanísticas reclamadas por los habitantes y autoridades del municipio.

La obra vial como la que actualmente se lleva a cabo en la “”avenida” Vasconcelos en su cruce con las avenidas Gómez Morín y Santa Engracia resulta aparte de onerosa, impráctica, ya que sólo solucionará provisionalmente un conflicto vial de crucero con los siguentes resultados a corto plazo:

a) Traslado del conflicto vial a los extremos de esta “”solución” y por consiguiente, incremento de la semaforización y embotellamientos.

b) Concentración de mayor afluencia vehicular por la creencia de que resulta más fluído el tráfico por este punto ya “”solucionado” sobresaturándolo al poco tiempo.

c) Limitación de recursos económicos para obra municipal directa, ya que la inversión actual ya resultó extraordinaria motivando el retardo de nuevas inversiones.

b) Justificación para “”continuar” con la obra urbanística estatal de más complejos viales sobre la “”avenida” Vasconcelos, al generar o trasladar el conflicto vial a varios otros puntos.

 

En resumen, San Pedro Garza García debe desde ahora buscar en su próximo presidente municipal a la persona preocupada de que el destino futuro de su municipio no gire solamente en torno de una sola “”avenida”, sino que se encauce su crecimiento hacia avenidas en torno al municipio; cuestión de enfoques.

About Jorge Longoria

Analista Urbano y experto en Planeación Estratégica de Ciudad. Su experiencia en el ámbito urbano datan desde 1981 y se desempeña como Analista, Planificador y Consultor Urbano, además de dictar Conferencias en diversos Foros y agrupaciones profesionales. estudiantiles y organizaciones ciudadanas. Twitter: @JorgeLongoria

Check Also

Fashion Drive 1

Fashion Drive: “Preocupa la parcialidad de la autoridad”

Víctor Gómez @vic_gr | Publimetro Monterrey Análisis de Jorge Longoria, urbanista:  Lo que esto manifiesta es ...

Deja un comentario